Tubería para central hidroeléctrica Hobas en Guatemala

Tubería para central hidroeléctrica Hobas en Guatemala

A los pies del Volcán Atitlan, a casi dos horas en automóvil de la capital, se instaló la primera conducción para hidroeléctrica con tubos Hobas en Guatemala. Tubería con una longitud de 1,7 km DN 1000 y 1100 en presiones PN 6-16, con una pendiente de 130,2 m, atravesando la plantación de café del propietario de la obra.

También en Centro América, se intensifica la producción de energía eléctrica a través de las centrales hidroeléctricas. Antes de finalizar el periodo de lluvias, empezaba la cosecha del café. Al mismo tiempo comenzó la instalación de la tubería. Las fuertes lluvias al inicio de la obra inicio y el suelo volcánico en distintas condiciones, fueron un desafío para el equipo de instalación. La constructora Aicsa, se encargó de la instalación del tubo Hobas juntamente con los trabajadores de los alrededores de la finca, consiguiendo el reto de forma brillante.

La posibilidad de generar una deflexión en la junta y el asesoramiento de Hobas durante la fase de planificación, facilitaron un óptimo recorrido del trazado adaptándose al terreno sin el uso de codos. De esta manera se redujo la cantidad de mazizos de hormigón y se minimizaron las pérdidas de carga, lo que significó menores costes de construcción y mayor rendimiento en la producción de energía. Estas ventajas económicas son muy valoradas por la propiedad.

Para reducir los costes de transporte y disminuir las pérdidas de carga se decidió suministrar las juntas, por separado y fueron montadas en la obra por la misma constructora. De este modo se suministraron tubos con mayor diámetro sin aumentar el número de contenedores para el transporte.

La rapidez en suministros posteriores de juntas facilitó el montaje en dos equipos de trabajo al mismo tiempo. De esta manera la constructora, a pesar de las fuertes lluvias y de las condiciones del terreno, pudo acelerar el montaje y concentrarse en los tramos urgentes. Para el relleno se utilizó material de relleno del propio suelo.

Se invitaron 15 personas de todo el país para visitar la obra; futuros propietarios de hidroeléctricas, oficinas de ingeniería y constructoras pudieron cerciorarse de la fácil instalación de los tubos de Hobas, incluso en terrenos dificultosos.

Después de una minuciosa comparación entre diferentes proveedores el cliente se decidió por los tubos de Hobas juntamente con su apoyo profesional durante los trabajos de instalación.

La planta hidroeléctrica de 2 MW, fue equipada con una turbina Francis de Tecnomecánica y tiene una caída bruta de 103,2 m.